Posts Tagged 'sostenible'

Días de Energía Sostenible

La Unión Europea ha decidido celebrar durante esta semana los “Días de la Energía”, es decir, aglutinar en un corto periodo de tiempo centenares de eventos en los países europeos en los que se conciencie sobre las virtudes del uso de la energía sostenible. La iniciativa se enclava dentro de la Semana de la Energía Sostenible, del 23 al 27 de junio, y pretende influir en los diferentes grupos de interés.

En la Web de Sustaniable Energy Week se encuentra el calendario de actividades en los distintos países de Europa, como las Jornadas ERMA 2014, “Experiencias profesionales en Energías Renovables”, que se celebrarán mañana en Madrid.

Resulta muy positivo que cada uno se conciencie de la necesidad y de los beneficios del empleo de las energías sostenibles, aunque si los gobiernos y las empresas no ponen de su parte, será muy difícil que se produzcan cambios sustanciales.

Por este motivo, durante la Sustaniable Energy Week se celebrará desde mañana una Conferencia Política de Alto Nivel en Bruselas que intentará que los países inviertan en fuentes de energía no contaminantes y fomenten la creación de smart cities, políticas de concienciación ciudadana o en la eficiencia en las construcciones.

Uno de los aspectos más interesantes será la entrega de los premios The Sustainable Energy Europe & ManagEnergy Awards en los que se han presentado 342 proyectos y cuyo ganador se conocerá mañana por la tarde. Merece la pena ver las ideas que se presentan a concurso y aprender de la genialidad de los demás.

Uno de los proyectos finalistas españoles se denomina “Andalucía A+ Ahorrar en casa” y ha sido presentado por la Agencia Andaluza del Agua. Andalucía A+ pretende mejorar las condiciones de vida en los hogares fomentando el uso de sistemas domésticos de energía renovable e incrementar el empleo de vehículos híbridos y eléctricos, entre otros objetivos.

Sustaniable Energy Week, una semana para concienciar y todo un año para ponerlo en práctica.

Proyecto Victoria, carga de autobuses eléctricos por inducción

Lo primero que se nos puede pasar por la cabeza al escuchar la palabra ‘inducción’ puede ser la vitrocerámica que tenemos en casa, que permite calentar los recipientes mediante un campo electromagnético. Pues la inducción es la clave del proyecto Victoria, presentado esta mañana en Málaga.

Victoria investigará el desarrollo del primer carril de carga eléctrica por inducción dinámica de España. Esta tecnología permitirá que un vehículo eléctrico vaya recargando su batería en movimiento.       logo-victoria

La tecnología se estudiará y probará en la ciudad de Málaga mediante un autobús urbano eléctrico que se cargará de tres maneras distintas: en las cocheras durante la noche, cargas parciales en una estación de recarga inductiva estática, y cargas parciales en el carril de recarga inductiva en movimiento que permitirán ampliar la autonomía del autobús eléctrico.

El consorcio Victoria está formado por cinco socios: Endesa, que lidera el proyecto, Isotrol, Mansel, Conacon y la Empresa Malagueña de Transportes, con la colaboración de dos pymes y la Fundación CIRCE, Universidad de Málaga y Asociación de Investigación y Cooperación Industrial de Andalucía.

¡¡Esperemos que sea un éxito!!

Camioncyclette, una bicicleta con espíritu de camión

Nos encanta la innovación, y más si es sostenible, como la Camioncyclette diseñada por Christophe Machet. Los recados, las compras, los bultos en general ya no serán un impedimento para usar la bicicleta como medio de transporte habitual, ya que esta bici de acero vacío soporta una carga de hasta 200 kg.

La estructura de la ‘Camioncyclette’ está aprovechada al máximo, convirtiéndola en una cesta muy bien pensada. Además, según su creador, permite una conducción más estable y segura, ya que la cesta delantera no se mueve con la rueda, como en las bicis normales.      Ejemplo de Camioncyclette

Pero esto no acaba aquí, su diseñador ha sido previsor; alrededor del cigüeñal ha dejado un espacio para dos baterías, por si el usuario quiere montar una asistencia eléctrica.

Está todo pensado al milímetro, tamaño de las ruedas, forma del sillín, marchas…

Queremos difundir este invento y apoyamos la iniciativa. Imaginaos que en las estaciones de alquiler de bicis estuvieran las ‘Camioncyclettes’, podríamos ir a al centro comercial, mercado o súper, hacer la compra, y en lugar de volvernos en taxi, coche o bus, coger esta bici.

Todo son ventajas: no contamina, haces ejercicio, evitas el tráfico y resulta más barato.

Junto con este ingenioso invento, existen otras bicicletas muy interesantes, como los Bicicarros Babboe para transportar niños al estilo clásico de los sidecar, pero en la parte delantera.

Promovamos este tipo de iniciativas que hacen un mundo mejor, más sostenible y más responsable con la sociedad y el entorno.

Iniciativa sostenible y solidaria

La brigada de recogida de residuos crece. La empresa Terracycle puso en marcha hace unos meses una ‘brigada’ de recogida de residuos por España. Este verano proponen nuevos planes para seguir reciclando y ayudando a los más necesitados. Bolígrafos, móviles, cartuchos y tóner son bien recibidos. Las empresas producen a diario gran cantidad de este tipo de basura y, a veces, es difícil encontrar puntos de reciclaje. ¡Ahora es fácil!

Primero, elige a que brigada te quieres unir: Brigada Instrumentos de Escritura, Brigada de Teléfonos Móviles y Brigada de Cartuchos y Tóner; el segundo paso es registrarte en su web (http://www.terracycle.es/es/pages/el-concurso-del-verano.html); a continuación, coge una caja y comienza la recogida. Cuando la tengas llena sólo tienes que enviarla, así de rápido y sencillo.

Para formar parte del concurso del verano de Terracycle los envíos tienen que ser realizados entre el 15 de Julio y el 15 de Septiembre. ¿Y qué conseguimos además de reciclar? Por cada caja enviada obtendremos puntos canjeables por donaciones para la asociación sin ánimo de lucro que elijamos.

¡Animaos y participad! Os dejamos las bases del concurso y la web de Terracycle donde podéis consultar toda la información.

Eficiencia energética por decreto

A mediados de abril se publicó el Real Decreto 235/2013 por el que se aprueba el procedimiento básico para la certificación de la eficiencia energética de los edificios, o dicho de otra manera, que desde el 1 de junio todas las viviendas en venta o en alquiler deben disponer de un certificado de eficiencia energética para poder ser arrendadas.

La nueva normativa se hace eco de la directiva 2010/31/UE  del Parlamento Europeo y del Consejo del 19 de mayo de 2010, de obligado cumplimiento. Los requisitos mínimos de eficiencia energética de los edificios no se incluyen en este real decreto, ya que se establecen a través del Código Técnico de la Edificación, que es el marco normativo que regula las exigencias que deben cumplir los edificios en relación con los requisitos básicos de seguridad y habitabilidad.

imagenes_CertificacionLogo3La medida, desde el punto de vista medioambiental, incentivará la promoción de edificios de alta eficiencia energética y las inversiones en ahorro de energía. Las emisiones de CO2 se controlarán también en esta certificación, ya que, los edificios obtendrán una calificación en función de su ratio de emisiones. Sin embargo, existe una controversia en la sociedad a cerca del gasto adicional que supone para los propietarios de las viviendas.

Uno de los aspectos más interesantes del decreto lo constituye el concepto de edificios de consumo de energía ‘casi nulo’ que recoge la disposición adicional segunda del citado decreto: “Todos los edificios nuevos que se construyan a partir del 31 de diciembre de 2020 serán edificios de consumo de energía casi nulo (…) Todos los edificios nuevos cuya construcción se inicie a partir del 31 de diciembre de 2018 que vayan a estar ocupados y sean de titularidad pública, serán edificios de consumo de energía casi nulo”.

Esperemos que para 2020, como fija el decreto, la eficiencia energética sea una realidad y se tienda hacia la autosuficiencia en cada edificio.

La trampa del plástico

Mientras leemos este post solamente tenemos que levantar mínimamente la vista y mirar a nuestro alrededor para encontrar decenas de artículos de plástico. Los tenemos en el propio teclado o ratón del ordenador, la pantalla, el teléfono móvil, los bolígrafos, botellas de agua, envases para alimentos…

Estamos literalmente rodeados de plástico y como vivimos en un mundo globalizado, sucede así en la mayor parte del planeta. Aunque en este caso también ha diferencias, en unas zonas se consume y se tira, mientras que en otras se almacena en forma de basura.

Reciclar los envases de plástico o simplemente evitarlos resulta más importante de lo que pensamos. Hemos creado un mundo de plástico, pero se nos olvidó empezar a tratarlo desde un principio y ahora lo hacemos tarde y mal. Da qué pensar que los plásticos que hemos usado en nuestra vida nos sobrevivirán.

A principios de 2013, el investigador y doctor del Australian Research Council Erik Van Sebelle realizó unas declaraciones en la emisora australiana ABC  acerca de la “sopa de plástico” que dieron la vuelta al mundo. Su mensaje fue claro: “se tardarían al menos 500 años en parar el crecimiento del plástico en los océanos suponiendo que se dejará de tirar al mar plástico mañana”. Un plástico que acaba mezclándose con el plancton y termina dentro de la cadena alimenticia de los peces.

La situación alcanza unos niveles alarmantes, sobre todo porque los esfuerzos realizados han tenido prácticamente una repercusión nula. En 1997 el oceanógrafo de la Fundación de Investigación Marina Algalita,  Charles Moore hablaba ya de la gran mancha de basura del pacífico se extendía entre la costa de California, rodeaba Hawái y alcanzaba a Japón.

Diferentes corrientes de investigación se centran en buscar alternativas al uso del plástico y, por supuesto, reciclarlo. Sin darnos cuenta, ya estamos consumiendo plásticos que en su segunda vida. La European Association of Plastics Recycling and Recovery Organisations cada año saca una clasificación de los mejores productos realizados con plástico reciclado. En España existen asociaciones sin ánimo de lucro, como Cicloplast, que se dedican a potenciar el reciclaje de plásticos.

Alternativas orgánicas

En cuanto a las alternativas al uso de derivados del petróleo, se están desarrollando proyectos en todo el mundo a partir de diferentes sustancias. Por ejemplo, el Centro de la Agroindustria Adesva ha conseguido desarrollar un plástico agrícola biodegradable que esperan poder comercializar en 2015.

El Centro Tecnológico español Ainia coordina un proyecto europeo,  PHBottle que consiste en la identificación de unas bacterias que generarán plástico biodegradable. Tal y como indica el Instituto Nacional de Tecnología Industrial de Argentina INTI, que también participa en el proyecto: “Tiene por fin crear una botella de plástico fabricada a partir de los azúcares contenidos en las aguas residuales de la industria de jugos. Se prevé que el material tenga propiedades antioxidantes que permitan conservar por más tiempo la bebida que contenga y, por último, que se trate de un polímero totalmente biodegradable”.

Otro de los estudios sobre plástico biodegradable es el que lleva a cabo el Instituto Tecnológico del Plástico, AIMPLAS, producido íntegramente a partir de la paja de trigo.  Al igual que en el caso anterior,  los investigadores emplean una bacteria (normalmente, Ralstonia eutrophus o Bacillus megaterium), que se alimenta de los azúcares obtenidos de la paja de trigo.

Esta iniciativa forma parte del proyecto europeo Bugworkers, en el que se usan materiales basados en una matriz biopolimérica de polihidroxibutirato y nanofibras lignocelulósicas. En principio se le daría un uso para aparatos electrodomésticos y equipamiento electrónico y de telecomunicaciones.

El plástico, tan habitual y práctico en nuestra vida diaria, posee una segunda vida que es nociva para el ecosistema y que todavía se encuentra descontrolada. Al igual que sucede con otros materiales, merece la pena ser responsables y actuar cada uno en su entorno para evitar que la trampa del plástico se haga cada vez más grande.

Comercio justo y sostenible

El comercio justo es una forma de compra-venta que promueve un desarrollo sostenible para los pequeños productores que  ven limitadas sus posibilidades por el desarrollo económico del mercado global. Está basado en unos valores  que se fundamentan en los derechos de los trabajadores y productores, como son unas condiciones de vida digna, calidad y producción sustentable, cuidado del medio ambiente, igualdad, rechazo total a la explotación infantil…

El reparto de las ganancias no es equitativo, por eso en España desde 2005 se está luchando por este derecho a través de la Asociación del Sello de Productos del Comercio Justo, cuyo fin es difundir el conocimiento y consumo de productos con el sello Fairtrade, que certifica los productos de comercio justo.

No es sólo una alternativa para un modelo de desarrollo, también es una alternativa de creación de empresas y creación de empleo. Desde lo social y lo ecológico se pueden crear proyectos sostenibles.

Un ejemplo de comercio justo y sostenible son los restaurantes que siguen la práctica slowfood. Intentan comprar materia prima ecológica (cultivados o criados de forma natural) y adquieren mercancías de productores primarios y locales, fomentando el crecimiento de las empresas pequeñas y creando movimiento en la economía de regiones pequeñas. Aquí podéis conocerla mejor: http://slowfood.es/

 

Los ‘sostenible’ no es otra forma de vida, es una forma de estar.

 


Síguenos en Twitter

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 24 seguidores

Autor

Nos interesa